La ciudad veraniega dista mucha de la invernal, está llena de gente poco habitual y sus ritmos son más lentos. Y los parques se llenan de gente zanganeando. Es lo que tiene el calorcito.

El dia 15 de agosto es festivo como todos bien sabeis y Buho Gris no tenía que trabajar así que decidimos dedicarle la jornada, o como mínimo la mañana, a la ciudad y la cultura que nos ofrece.

Nuestro plan era sencillo: nos gusta la geología, hay un museo de geología, vayamos!

La realidad también es sencilla. Os lo cuento.

Cogimos el metro pensando que nos dejaría más cerca puesto que tiene una estación que responde al nombre de Ciutadella. Sabéis donde esta el museo, no? En el Parque de la Ciutadella junto al de zoología y el de botánica. En los palacios que heredamos de la Exposición Universal de 1929. Corregidme si me equivoco con el año.

El metro NO te deja cerca del parque, te deja en la calle de la Circumval.lació, al ladito de la Pompeu Fabra. Como ha cambiado todo aquello! Tuvimos que rodear el parque por el lado de la entrada del zoo, por la pared de los monos.

Imagen

Hay que decirlo para ser justos conmigo que lo dijo: el 41 te deja en la puerta y es el bus que pasa por debajo del balcón del piso donde estábamos. Pero siempre acabas confiando en el metro que es más rápido y no siempre aciertas. La estación de la Barceloneta te deja incluso más cerca que la de Ciutadella.

Llegados al museo nos espera un baño de realidad. Hoy día los museos de toda la vida no están pensados para que la gente en general los visite. No tienen una web informativa, con noticias al día y programación de actividades. O como mínimo, no vayamos a caer en las generalizaciones que siempre son odiosas, el de geología. Cerrado. Es festivo? Pues cerramos el museo, quien va a venir? Hombre, visto así y mirando los horarios del de zoología, ahora llamado “Museu de Ciencies Naturals”, por lo visto el ciudadano medio no. Horarios del de zoología (me resisto a la nomenclatura moderna): mañanas de lunes a viernes de 10 a 14 hs. Quien va a ir? Pues está claro: salidas culturales de colegios, estudiantes campaneros, jubilados y gente en paro. El resto? Al resto no les interesa la zoología ni, ya puestos, la geología o la botánica. El resto a ver la tele o a comprar en los centros comerciales que esos si que abren a todas horas. Menos los domingos y fiestas de guardar claro no vaya a ser que nos creamos que hay comercio libre.

Imagen

Pero es que eso no es todo. El museo, bastante abandonado por cierto, se mantiene cerrado a la espera del nuevo proyecto museístico. Y no podian avisar de eso en la web?

Imagen

Bastante molestos y ya que estábamos allí decidimos dar un paseo reparador por el parque, siempre es agradable caminar entre arboles. Y personas que como tu no sabían que hacer un día festivo en la ciudad. Y palomas. Y turistas.

Imagen

También le echamos un ojo a algunos edificios que aun se resisten a ser absorbidos por el complejo del Parlament de Catalunya. Poco les queda seguramente.

Imagen

Y una vez dadas dos vueltas y visitado la fuente nos fuimos a pasear por las calles del centro de la ciudad. Aun era pronto para el turista a la búsqueda de restaurante y las calles estaban relativamente libres.

Como no lo iban a estar? Un día festivo en pleno mes de agosto, la ciudad repleta de turistas sin poder visitar un triste museo pero solo abiertas algunas tiendas bajo riesgo de multa por abrir en festivo. Para que pasear?

Caminando caminando llegamos hasta el piso, fuimos al Suma de los pakistanies de la calle que cruza la nuestra, abierto por cierto, cogimos unas cervezas y unos aperitivos y nos subimos al piso. Fin del paseo.

Me podéis llamar extremista, podéis estar en contra de mi crítica a la ciudad pero no os recomiendo el 15 de agosto en Barcelona. Para nada.

Os dejo con la foto del Museu de la Botanica.

Imagen

Anuncios